Con el verano a la vuelta de la esquina, el fin del curso escolar está cerca. Así que ha llegado el momento de empezar a pensar en que actividades van a hacer los niños en estos meses de descanso.

Los padres y madres muestran preferencia porque el tiempo de ocio de sus hijos o hijas se combine con algún tipo de aprendizaje que repercuta en su formación posterior, bien sean idiomas, deportes o ciencias.

En su mayoría, los progenitores suelen reservar el mes de agosto para compartir las vacaciones en familia, mientras que en julio confían en las escuelas o los campamentos de verano para que los niños empiecen a disfrutar y aprovechar de su tiempo libre.

Aquí es donde las escuelas de verano juegan un papel importante, ya que cada vez más incorporan más propuestas adaptadas a las necesidades de ambos públicos.

Beneficios de las escuelas de verano

En estos espacios los niños no solo se divierten, sino que también aprende a compartir, a respetar y muchos valores más. Pero, sobre todo están atendidos mientras que papá y mamá desarrollan su actividad laboral.

  • Diversión continúa

Las escuelas de verano ofrecen múltiples actividades lúdicas para que los niños disfruten sin parar.

  • Aprendizaje basado en la experiencia

Los pequeños aprenden a base de probar y comprobar por sus propios medios.

  • Nuevas amistades

Los niños conocen y se relacionan con otros niños de su edad, creando nuevas amistades y mejorando, por ende, su sociabilidad.

  • Evita el sedentarismo

Estas actividades evitan que los niños caigan en el aburrimiento y estén sentados frente a la tele o el ordenador todo el día.

  • Disfrutar de la naturaleza

Muchas de las actividades de las escuelas de verano se realizan al aire libre, propiciando el contacto con las plantas y los animales, estimulando su crecimiento.

  • Practicar deporte

Es una buena forma de mover el cuerpo con nuevos ejercicios de forma divertida. Quizás de este modo los niños puedan descubrir una nueva vocación deportiva de por vida.

  • Reforzar los conocimientos adquiridos en el colegio

En las escuelas de verano se refuerzan los conocimientos adquiridos en el curso escolar anterior, esto les hará adquirir con mayor facilidad los objetivos del nuevo curso.

En los últimos años la oferta de escuelas de verano ha crecido vertiginosamente. Ya podemos encontrar escuelas de verano de cualquier temática y aptas para cualquier bolsillo.

Pero la escuela de verano no ha de ser escogida a la ligera. Esta debe ser un espacio lúdico, pero basado en la educación en valores. El aprendizaje desde la perspectiva del ocio educativo es posible.

Para este año, Auca presenta su Escuela de Verano los “Aprendices de Leonardo”. Los pequeños vivirán cada semana una nueva aventura con Leonardo y sus ayudantes, los hermanos Pietro y Raffaella, con temáticas como el arte, la música, la ciencia o la tecnología. Además, diariamente se dedicará un tiempo a jugar en inglés.

Privacy Settings
We use cookies to enhance your experience while using our website. If you are using our Services via a browser you can restrict, block or remove cookies through your web browser settings. We also use content and scripts from third parties that may use tracking technologies. You can selectively provide your consent below to allow such third party embeds. For complete information about the cookies we use, data we collect and how we process them, please check our Privacy Policy
Youtube
Consent to display content from Youtube
Vimeo
Consent to display content from Vimeo
Google Maps
Consent to display content from Google
Spotify
Consent to display content from Spotify
Sound Cloud
Consent to display content from Sound